LO QUE DIOS PIDE

Objetivo: Comprender las bases del pensamiento de Dios sobre nuestro comportamiento ante él y los hombres.

Texto de oro: Oye, Israel: Jehová nuestro Dios, Jehová uno es. Y amarás a Jehová tu Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas. Deuteronomio 6:4-5

Introducción

Es muy frecuente que pretendamos agradar a Dios ajustándonos a una serie de reglas y conductas que consideramos santas, pero que en muchos casos son solo tradiciones humanas. Dios no es alguien que se agrade de las formas externas o de las apariencias, sino que mira siempre al interior del ser humano donde verdaderamente se originan las acciones. Por lo tanto, debemos de saber que a él le importa mucho más que los conceptos básicos  como la justicia, el amor y la santidad estén bien arraigados y bien definidos en nuestra mentalidad y conciencia.

Lo más importante es el amor. Marcos 12:28-34; Romanos 13:8-10

Antes que otra cosa Dios pide nuestro amor. El primer y más grande mandamiento es amarlo a él con todo el corazón, con todas las fuerzas y con toda la mente. De nuestro amor a él depende todo lo demás, pues si le amamos será sencillo para nosotros dejar lo que no le agrada y hacer todo lo que resulta para su honra. El amor es mejor que la ley, cuando amamos a Dios cumplimos con su ley de una manera natural, no por obligación sino por devoción a su nombre; por esto el apóstol Pablo decía que el cumplimiento de la ley es el amor, en sus dos esferas: amar a Dios y amar al prójimo. Quien ama a Dios no hace nada que lo disguste, quien ama al prójimo no hace nada que lo dañe o que lo humille, de modo que “no matarás”, “no codiciarás”, “no hurtarás”, “no cometerás adulterio” en una sola sentencia se resumen: “ama a tu prójimo como a ti mismo”. Pues bien, concluimos que lo primero que Dios pide es amor, amarlo a él antes que nada y a nuestro prójimo como a nosotros mismos.

Ser como él. Miqueas 6:8; Efesios 5:1; 1 Juan 2:6; 1Pedro 2:21

Nuestro Dios es perfecto y es la suma de todo lo bueno, lo amable, lo puro, lo justo, lo excelente, etc. Su carácter es acorde con su perfección, vemos su bondad, su misericordia y su justicia en muchas formas, tanto en la Biblia como en nuestra experiencia personal. Nos equivocamos al pensar que Dios pida de nosotros ciertas formas de vestir o de alimentarnos, que guardemos fechas, que cumplamos con algunas ceremonias y cosas como estas que sólo tienen que ver con conductas individualistas. Dios pide que lo imitemos a él, que andemos como el Señor Jesús anduvo aquí entre nosotros, que sigamos sus pisadas. Por lo tanto lo que él pide es que como él es seamos también nosotros misericordiosos, justos, amables, bondadosos, veraces, de limpio corazón y todas las cosas que veamos en él, en relación con nuestro prójimo y por supuesto en nuestra relación con él mismo.

Cuidemos esto. Hechos 15:28-29; Deuteronomio 6:4; 1 Corintios 10:7

Al escudriñar nuestras Biblias encontramos reiteradamente algunas advertencias de parte de nuestro Dios. Que sean repetidas en varios pasajes nos indica cuan desagradables son para él. Una prohibición que resalta es comer la sangre, Dios lo prohíbe desde los comienzos de la historia bíblica y mantiene esta prohibición hasta nuestros tiempos  en el Nuevo Testamento. La idolatría es otro punto muy remarcado como cosa abominable al Señor, adorar, inclinarse ante los ídolos o confiar en ellos es quitar el lugar único al Dios vivo, por ello la detesta. Asimismo la fornicación resulta desagradable a nuestro Dios. Estas cosas quedan en un plano muy secundario si el amor a Dios es genuino, recordemos que eso es lo importante.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s